Las ventas de SUV siguen en auge: así ha evolucionado su cuota de mercado en los últimos 10 años

Los SUV han pasado de representar un 10% de las ventas en Europa en 2010 a casi la mitad del total (45%) en la actualidad.

La predilección por los SUV es cada vez más evidente en el mercado. Este tipo de segmento no deja de crecer hasta tal punto de copar casi la mitad del total de matriculaciones realizadas. Su auge sigue en ascenso y distintas voces del sector advierten de lo que puede suponer esta tendencia de cara a normativas de emisiones más estrictas. Esta ha sido la evolución de su cuota de mercado en los últimos 10 años. 

Según revela un estudio de Transport & Enviroment (T&E), el peso de los SUV en las ventas totales ha aumentado en 4 puntos porcentuales solo en la primera mitad de 2021. Una cifra que es 3 veces mayor al incremento que han experimentado los vehículos eléctricos de batería. Los SUV de motor de combustión disponen en la actualidad de una cuota de mercado del 42%. 

Si se echa la vista atrás, el ascenso de los SUV es aún más sorprendente. De acuerdo con la misma investigación, en poco más de 10 años, los SUV han pasado de representar un 10% de las ventas en Europa en 2010 a casi la mitad del total (45%) en la actualidad.

Lo que podía parecer una buena noticia se convierte en una manzana envenenada para algunos actores del sector de la automoción. Estos advierten que los SUV aumentan de forma considerable las emisiones de C02 expulsadas a la atmósfera. En números señalan que, por ejemplo, los SUV de combustión medianos y grandes emiten entre un 15% y un 28% más de CO2 que los compactos equivalentes. Del mismo modo, los SUV híbridos enchufables emiten cerca de un 40% más que los compactos. 

La nueva normativa de emisiones sobre la mesa

Estos datos se conocen después de que hace unos meses, según informó la agencia Reuters, el consorcio de investigadores encargado por la Unión Europea (UE) y conocido como CLOVE, recomendase que la llamada normativa Euro 7 endurezca, aún más, los límites de emisiones contaminantes de los automóviles a partir de 2025. Incluyen tanto a los óxidos de nitrógeno como el monóxido de carbono. 

Aunque sus recomendaciones no son vinculantes, sí serán consideradas por la Comisión Europea en el proceso de elaboración de normas. Como principal consecuencia, si se entendiese este criterio en la futura Euro 7, los híbridos podrían dejar de ser considerados como «inversiones sostenibles” y equiparse casi a los motores de combustión tradicional.

comparte...


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad