Los planes de futuro de los compradores: cautela, apuesta por lo online y mantenimiento del gasto

Un estudio realizado por Brandwatch ha analizado cómo han cambiado los hábitos de los consumidores así como sus prioridades, necesidades y preocupaciones.

Ante la enorme incertidumbre existente en la sociedad debido a la evolución de la pandemia, es muy complejo saber cuáles son los nuevos hábitos de los consumidores. Todo cambia demasiado rápido y la situación social, económica y sanitaria se transforma en tan solo unos días. Sin embargo, Brandwatch ha realizado un análisis para conocer cuáles son los planes de futuro de los compradores así como sus prioridades, necesidades y preocupaciones. Muchos de los datos obtenidos son de gran interés para los concesionarios. 

En primer lugar, se afirma que es evidente que la actividad comercial se ha ralentizado con la llegada de la pandemia. Creen que algunos consumidores han pospuesto sus decisiones de compra a la luz de la incertidumbre económica. Según su análisis, especialmente se han retrasado las compras relacionadas con las vacaciones (28%), las mejoras en la casa (17%) y la electrónica o la tecnología (9%).

Por el contrario, solo el 5% de los encuestados han retrasado la compra de un vehículo nuevo. Esto se debe a la sensación de “urgencia” y “escasez” generada por el Plan Renove, tal y como se explicó en la anterior Jornada Faconauto. De hecho, no solo no se ha retrasado sino que se ha añadido una demanda añadida de casi un 25%. 

Lo que sí parece más evidente, de acuerdo con el estudio, es que el consumidor optará por la cautela y la prudencia. De cara al futuro más lejano, un 44% de los encuestados intentarán mantener el mismo nivel de gasto y de ahorro una vez superada la pandemia. 6 de cada 10 afirman que han aumentado sus ahorros durante los meses de confinamiento. 

Qué buscarán los clientes tras la pandemia y la fuerza del canal digital

Otra conclusión evidente es que tras el impacto de la COVID-19, las compras online y el canal digital se han afianzado y han ganado fuerza. Aún así, únicamente el 4% de los encuestados asegura que comprará únicamente de forma online en los próximos meses. En otros países, esta opción aumenta ligeramente hasta el 9% en Reino Unido o el 7% en Francia. 

Además de apostar por Internet, los consumidores valorarán más otros aspectos a la hora de comprar un producto o elegir un servicio. Según señala Brandwatch, el 34% de los compradores optará por productos locales después de la COVID-19; un 16% valorarán, además, el sitio donde ha sido manufacturado el producto; y casi un 5% tendrá en cuenta la rapidez de atención o de reparto.

comparte...


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad