La venta de coches sigue cayendo en picado en toda Europa en plena tercera ola de la pandemia

Los datos de las ventas de vehículos reflejan una tendencia negativa en el mes de febrero en los mercados principales de Europa. 

En plena tercera ola del coronavirus, el sector automovilístico hace frente a sus peores datos en lo que respecta a la venta de vehículos nuevos. La industria lleva arrastrando esta crisis desde marzo de 2020 y, aún así, sigue luchando y resistiendo a todo tipo de obstáculos. Sin embargo, la tercera ola está haciendo mella en los datos de ventas de los últimos meses en Europa.

Las cifras de matriculaciones de la segunda ola reflejaron una caída considerable durante el mes de octubre con motivo del incremento de la incidencia de casos de la COVID-19. Analizando los datos de febrero, tercera ola, la industria de la automoción vuelve a sufrir pérdidas en sus cuatro mercados principales, Francia, Alemania y España.

En Italia, las ventas de coches caen un 12% con 142.998 unidades, mientras que Francia percibe una caída de más de un 20% con 132.637 unidades. Sin embargo, la venta de vehículos híbridos e híbridos enchufables en este último ha seguido creciendo hasta un 23%.

Por su parte, Alemania registró en enero una caída del 31,1% en las matriculaciones. A pesar de ello, los alemanes consideran que para esta primavera se producirá un aumento de la producción y venta de vehículos. Además, los concesionarios bávaros están notando un creciente interés por los vehículos electrificados gracias a los incentivos puestos encima de la mesa por Merkel. Tanto es así que los distribuidores alemanes se están quedando sin vehículos eléctricos ante un aumento exponencial de las ventas. 

¿Qué expectativas tiene España para el segundo semestre? 

A pesar de que la tercera ola se solapó con la segunda sin dar ningún tipo de tregua, las comunidades han comenzado a relajar las restricciones tras llegar al pico. Esto permite empezar a ver la luz al final del túnel y tener unas expectativas más positivas de cara al segundo semestre. Aún así, todo dependerá del proceso de vacunación que será clave.

En el caso de España, es cierto que la caída de las matriculaciones de vehículos en enero superó las previsiones más pesimistas y se desplomó un 51,5% con respecto al mismo mes de 2020. Sin embargo, el número de contagios se ha reducido, la población está empezando a vacunarse y se han suavizado las restricciones. Esto permite que los concesionarios vuelvan a tener un ápice de esperanza para la primavera, al igual que sucede en Alemania.

comparte...


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad