Los británicos no cambiarán su elección de coche pese a la prohibición de la gasolina para 2040

La intención del gobierno británico para, en 2040, prohibir los motores de combustión no afectará las opciones de compra «durante años», según el 67% de los encuestados durante un estudio de AA-Populus. Sin embargo, el 21% de los 18.500 encuestados está preocupado de que su automóvil actual de gasolina o diesel valga menos debido al anuncio del Gobierno.

En julio, Reino Unido anunció que prohibiría la venta de nuevos coches impulsados por gasolina y diésel a partir de 2040 como parte de un plan para retirarlos 10 años después.

Un minúsculo 8% ha dicho que es más probable que compren un coche nuevo de combustión para adelantarse a la prohibición, aunque otro 10% señaló que ahora es menos probable que compren que opten por esa tecnología. 

Tendencias similares se pueden ver en el mercado de segunda mano: uno de cada 10 (10%) conductores dijo que es más probable que compre un usado de gasolina o diésel que antes del anuncio, mientras que el 6% dijo que ahora es menos probable. 

El director de servicios para el automóvil de AA Cars, Simon Benson, apuntaba que «un continuo flujo de legislación negativa sobre vehículos a diesel y gasolina ha hecho que los conductores británicos se pongan nerviosos cuando se trata de comprar automóviles nuevos». 

comparte...