Renault apuesta por los vehículos eléctricos de hidrógeno

La marca francesa ha anunciado que lanzará al mercado versiones de eléctricos de hidrógeno del Kangoo y el Master. 

Cuando se habla del futuro de la movilidad, rápidamente se dirigen todas las miradas hacia el vehículo eléctrico. Sin embargo, existen otras alternativas igual de viables y respetuosas con el medioambiente. Por ejemplo, además de otras marcas, Renault apuesta por los vehículos eléctricos de hidrógeno. 

La marca francesa ha anunciado que lanzará al mercado dos nuevos vehículos eléctricos alimentados con hidrógeno. Uno de ellos será el Kangoo Z.E. Hydrogen, que saldrá a finales de 2019 a la venta; y el otro el Master Z.E. Hydrogen, disponible a mediados de 2020. 

Por el momento, el grupo francés apostará por esta modalidad de vehículos únicamente en furgonetas. Evitará, así, comercializar un turismo eléctrico de pila de combustible para particulares. 

A pesar de esta apuesta, según explicó la firma automovilística, son conscientes de que “circular con hidrógeno aún es caro para el gran público y las infraestructuras siguen siendo escasas”. Por ello, creen que la solución está en centrarse en la flota de empresas y en “contribuir a racionalizar el despliegue de las primeras infraestructuras y democratizar el hidrógeno en Francia y en Europa”.

Las ventajas del hidrógeno y sus particularidades

A pesar de tener escollos por superar, el hidrógeno ofrece grandes ventajas competitivas frente, por ejemplo, al vehículo eléctrico. Una de ellas es la autonomía, hasta tres veces más que un vehículo 100% eléctrico. Y no solo eso, sino que también supera uno de los grandes fallos de los eléctricos: la velocidad de recarga. En 5 minutos se consiguen 150 km de autonomía. 

Según explica Renault, el funcionamiento de este tipo de vehículos es muy sencillo. La pila de combustible convierte el hidrógeno y el oxígeno del aire ambiental en agua creando una corriente eléctrica. De tal manera, se proporciona energía al motor. 

comparte...