Los aranceles a la industria europea de automóviles entran en la campaña electoral de Estados Unidos

Tras superar la guerra comercial entre Estados Unidos y China por el caso Huawei, ahora desde la Casa Blanca se amenaza al sector europeo de automóviles. 

Tal y como se explicó en el pasado Congreso Faconauto, los movimientos geopolíticos y las relaciones comerciales internacionales afectarán de lleno al sector del automóvil. Un escenario a tener en cuenta es el período electoral de Estados Unidos y las amenazas de Donald Trump al sector automovilístico europeo. 

Cuando parecía que las tensiones comerciales con Estados Unidos y los diferentes países vecinos tomaban un rumbo de tranquilidad y prosperidad, el presidente Donald Trump ha lanzado una amenaza al sector de la movilidad con forma de arancel. El máximo mandatario de los Estados Unidos estaría barajando esta opción para ganarse el voto obrero que defiende un régimen autárquico. 

A las anteriores amenazas se suman el estado actual del mercado de vehículos a nivel global. Los países asiáticos, especialmente China, se encuentran con datos negativos debido al brote de coronavirus. De hecho, en el último mes cayó la producción un 18% y las previsiones seguirán siendo negativos para las próximas fechas. 

En Europa, la situación tampoco es esperanzadora. De hecho, se espera que la sobreoferta que habrá en el mercado conduzca a una guerra de precios entre países. Es este panorama donde Donald Trump podría entrar en juego para lograr su reelección. Lanzaría propuestas como los aranceles en búsqueda de votos en un sector industrial altamente intensivo en mano de obra. 

La situación tras el coronavirus

El coronavirus sigue causando estragos en el sector de la automoción y en muchos otros. La previsión para los próximos días, según los investigadores de S&P Global Ratings, es que el gobierno chino podría extender los cierres de fábricas para limitar el riesgo de contagio, afectando hasta la mitad de la producción de automóviles de China.

Sin embargo, el virus traspasa fronteras. La marca automovilística Nissan ha anunciado que se convierte así en el primer fabricante de automóviles japonés que parará sus instalaciones en su mercado doméstico por culpa de dicho virus. Y es que muchas marcas como Tesla o diferentes empresas coreanas dependen directamente del país Chino.

comparte...