Iberdrola y Baleària promueven el uso del vehículo eléctrico 

Con el acuerdo, se instalarán 2 puntos de recarga rápida y de acceso libre las 24 horas en la estación marítima de Denia. 

La apuesta por la movilidad sostenible es una de las constantes más repetidas en la actualidad. Es por ello por lo que se está trabajando con mayor intensidad para desarrollar suficientemente la tecnología disponible y lograr una mayor implantación, por ejemplo, de los vehículos electrificados. Con ese objetivo, Iberdrola y Baleària promueven el uso del vehículo eléctrico. 

Ambas compañías se han unido con el compromiso de trabajar juntas para promover la movilidad sostenible. El acuerdo es visto como una vía para luchar contra el cambio climático. Para alcanzar dicha meta, se instalarán dos puntos de recarga rápida de vehículos eléctricos en el aparcamiento de la estación marítima de Dénia (Baleària Port). 

Los puntos de recarga que se incorporarán serán dobles y permitirán la carga simultánea de hasta cuatro automóviles. Estos serán de acceso libre y estarán disponibles al usuario durante las 24 horas del día. Para hacer uso de estos el cliente deberá de acceder a la aplicación de recarga de Iberdrola. A través de ella, se podrá geolocalizar, reservar y pagar las recargas con el teléfono móvil. 

Esta nueva infraestructura se suma a la que Baleària ya tiene operativa en sus instalaciones del puerto de València. Allí ha instalado dos puntos de recarga semirrápida, con capacidad para cuatro vehículos eléctricos. Por el contrario, para Iberdrola el acuerdo forma  parte del plan de despliegue del vehículo eléctrico en la Comunitat Valenciana, que prevé la instalación de 1.000 puntos de recarga en 2021. 

Un acuerdo satisfactoria para ambas compañías 

El acuerdo ha sido firmado por Adolfo Utor, presidente de Baleària, y Joaquín Longares, delegado de Iberdrola en la Comunitat Valenciana. La compañía naviera cederá el suelo para la ubicación de la infraestructura de recarga rápida para vehículos eléctricos. La compañía energética aportará los equipos, su instalación y su gestión durante los diez años de vigencia del convenio.

“Los usuarios de estas instalaciones tendrán la posibilidad de recargar las baterías de los vehículos eléctricos con energía 100% verde, que proviene de fuentes de generación limpia. De esta forma, damos respuesta al interés creciente de los ciudadanos por la movilidad sostenible”, destacó Joaquín Longares, delegado de Iberdrola en la Comunidad Valenciana. 

Por su parte, Adolfo Utor, presidente de Baleària, afirmó que “esta iniciativa forma parte de nuestro compromiso con el medio ambiente y la apuesta por la sostenibilidad y por el uso de energías más ecoeficientes”. 

Liderando la transición energética

El acuerdo forma parte de los planes de Iberdrola de impulsar y liderar la transición energética en España, a través de la movilidad sostenible y la electrificación del transporte como vía para la lucha contra el cambio climático. 

La compañía desarrolla un Plan de Movilidad Sostenible que contempla el despliegue de 25.000 puntos de recarga de vehículo eléctrico en España hasta 2021. Estará dirigido a hogares, empresas, así como en zonas urbanas e interurbanas de acceso público.

comparte...